El Salvador pidió a EEUU respeto a derechos de migrantes

El Gobierno de El Salvador externó su preocupación por la aplicación de medidas que, como parte de la “Plan tolerancia cero”, han derivado en la separación de grupos familiares a su llegada a la frontera sur de los Estados Unidos y demandó el respeto de los derechos de padres y familiares.

Estas disposiciones están afectando principalmente a niños, niñas y adolescentes migrantes, al ser apartados de sus padres o familiares adultos, exponiéndoles a condiciones sumamente adversas, que seguramente tendrán consecuencias en su salud física y desarrollo psicosocial a largo plazo.

En virtud de esta difícil situación, el Gobierno salvadoreño hace un vehemente llamado a las autoridades del Gobierno de los Estados Unidos a no continuar con la separación de las familias y a que se actúe teniendo como centro el interés superior de niñas, niños y adolescentes, indistintamente de la condición migratoria de sus padres o familiares; al tiempo de señalar que las prácticas antes descritas conllevan a una violación de los derechos humanos, así como a un aumento de la vulnerabilidad de niñas, niños y adolescentes migrantes.

En este sentido, el Gobierno de El Salvador pide el respeto a:

  1. El derecho de los padres o familiares, sin importar que estén en detención, para que puedan contar con información inmediata y oportuna del lugar y condiciones en las que se encuentran sus hijos e hijas.
  2. Que se garantice el debido proceso legal.
  3. Que la decisión sobre el destino de los niños y las niñas la tomen ambos padres, sin importar donde se encuentren.
  4. El principio de la unidad familiar en todo momento, para que las niñas y los niños sean parte de la solución que se les brinde a los adultos y no sean sometidos a procesos separados.

Ante los traslados ya efectuados hacia albergues, hogares sustitutos o casos en custodia de la Oficina de Reubicación de Refugiados, se solicita cumplir con su notificación ágil y oportuna a los funcionarios consulares correspondientes y que, igualmente, se les facilite el acceso para realizar sus labores respectivas en debida forma.

Finalmente, el Gobierno de El Salvador, por medio de su Cancillería, reitera su compromiso de seguir llevando a cabo esfuerzos para garantizar la asistencia y la protección de los connacionales, sin distinción de su estatus migratorio.


Source: Agencia de Prensa Salvadoreña (APS)

Comentarios

comentarios